¿Cómo refinanciar un carro?

Si estás atravesando una mala situación financiera o te interesa ahorrarte dinero en el pago de intereses por los créditos obtenidos, refinanciar el préstamo de tu carro es una buena opción para ti. El principal motivo por el que muchas personas deciden refinanciar su carro es porque otras compañías les ofrecen pagar tasas de interés más bajas. Asimismo, debes saber que refinanciar un carro tiene sus pros y contras, y la decisión correcta depende de tu situación financiera.

Refinanciar el préstamo de tu carro es una forma útil de ahorrar dinero, sobre todo cuando has mejorado tu historial crediticio y te interesa pagar tasas de interés más bajas. Hoy día, muchas personas se preguntan cómo refinanciar un carro en estados unidos.

Si te encuentras en apuros económicos y constantemente te preguntas ¿dónde puedo refinanciar mi carro? O consideras que tus ingresos te permiten acelerar el pago de tu préstamo, la refinanciación de tu carro es algo que debes considerar.

Antes de indicarte cómo puedes refinanciar tu carro, es necesario que tengas claro algunos aspectos relacionados a este tema los cuales te mencionaremos a continuación.

¿Cómo refinanciar un carro?

¿Qué significa refinanciar un carro?

Muchas personas escuchan constantemente que deberían refinanciar los préstamos de sus carro, pero no saben con exactitud a qué se refieren. Si aún te preguntas que significa refinanciar un carro, no te preocupes, nosotros te explicaremos con detalle qué es y cuáles son las pautas a seguir para refinanciar un carro en estados unidos.

Refinanciar un carro consiste en solicitar una renegociación de los términos acordados en el crédito recibido para la compra de tu carro, esta es una buena opción para aquellas personas que están interesadas en ampliar el plazo de pago de su carro o reducir las tasas de interés cobradas.

Si te estás preguntando cómo puedo refinanciar mi carro, acá te indicamos los pasos a seguir para hacerlo con éxito:

1. Recopila los documentos necesarios

Para solicitar exitosamente una refinanciación de tu préstamo, debes consignar soportes documentales de tu crédito, lo que implica:

  • Tu balance de ingresos y egresos, para poder saber cuál es el nivel de solvencia con el que se cuenta mensualmente.
  • El contrato de compra de tu carro, donde se encuentren los términos del crédito adquirido para pagarlo.
  • Los datos identificativos de tu carro.
  • Licencia de conducir.
  • Número de seguro social.
  • Contrato de trabajo o algún documento probatorio de tu empleo actual.

2. Evalúa tu crédito

En caso de que hayas realizado cada uno de los pagos del préstamo de tu carro a tiempo, podrás disfrutar del beneficio de la refinanciación de tu crédito.

Asimismo, es necesario que mantengas un historial crediticio impecable, de modo que, tu solvencia y buena voluntad de pagar no sean cuestionadas. Para esto, debes consignar tu historial crediticio y tu balance de ingresos y egresos.

Sigue leyendo: Cómo refinanciar tu carro con Capital One

3. Aplica

Frecuentemente, los usuarios preguntan ¿dónde puedo refinanciar mi carro? Para responder a esta interrogante, debes comparar varias compañías de refinanciación de créditos y aplicar a aquellas que te proporcionen una mejor oferta, todo ello, acorde a tus expectativas y necesidades.

Recuerda que aplicar a una refinanciación de un crédito no tiene costo, por lo cual, lo puedes hacer cuantas veces lo consideres necesario, sin embargo, debes tener en cuenta que cada solicitud para refinanciar tu carro debe realizarse en un período de al menos 14 días, si aplicas a varias refinanciaciones antes de este lapso, todas tus solicitudes serán tratadas como una sola y podrían tener un impacto negativo en tu historial crediticio.

4. Calcula tus números

Utiliza una calculadora de refinanciamiento de créditos para poder tener información referente al estatus financiero de tu préstamo. De este modo, podrás calcular en cuántos meses pagarás tu crédito, a qué tasa de interés lo harás y qué monto total de dinero gastarás.

Una vez que tengas estos datos, debes realizar la misma operación, pero colocando los datos que esperas obtener conforme a la solicitud de refinanciación de tu carro que piensas aplicar. Así, podrás saber cuánto dinero te ahorrarás en intereses y qué cantidad de dinero debes tener disponible cada mes para el pago de la cuota correspondiente.

Igualmente, con estas cifras tendrás noción de la procedencia de tu solicitud, puesto que, si el crédito de tu carro es mayor al valor de este, difícilmente será aprobada tu solicitud de refinanciamiento, no obstante, algunos agentes crediticios podrían considerar tu solicitud.

5. Evalúa los términos de tu crédito

Si estás decidido a refinanciar el crédito de tu carro, debes analizar las cláusulas por las cuales se rige tu préstamo para proceder a solicitar una modificación. Para ello, debes tener en cuenta lo siguiente:

  • Pagar tu crédito anticipadamente: si una vez que has evaluado tus ingresos y egresos, consideras que tienes suficiente dinero para pagar el crédito de tu carro antes de la fecha pautada, no dudes en hacerlo, puesto que esto te permitirá ahorrarte el pago de algunas cuotas de interés.
  • Extender el plazo de pago del crédito: si consideras que tu presupuesto mensual es muy ajustado y no te permite cubrir tus gastos mensuales, siempre tienes la opción de ampliar los meses de pago de tu préstamo, de modo que, pagues cuotas mensuales por un menos valor. Esto tiene la desventaja de que a largo plazo pagarás más dinero en tasas de interés, pero si tu dinero es insuficiente para cubrir tus gastos, te dará la posibilidad de evitar que entres en mora y afectes tu historial crediticio.

6. Completa el proceso

Si te decidiste a refinanciar tu carro, debes completar tu aplicación con el agente de crédito que escogiste. Una vez que lo hagas, te indicarán la información exacta que requieren saber y los papeles que debes consignar.

El proceso de refinanciación de tu crédito es sencillo, una vez que hayas solicitado el refinanciamiento, la empresa a la cual has acudido verificará tu procedencia, de aprobarla, ésta pagará la totalidad de la deuda de tu carro y de ahora en adelante deberás cancelar tu crédito con la nueva empresa de acuerdo a los nuevos términos que acordaste.

¿Conviene refinanciar un carro?

Si tienes un préstamo automotriz y estás considerando refinanciarlo, debes evaluar tu situación financiera para saber si es conveniente o no la refinanciación de tu crédito.

Los principales motivos para refinanciar tu crédito son la reducción de las tasas de interés de tu préstamo o la reducción monto mensual de tus cuotas de pago.

¿En qué casos conviene refinanciar tu carro?

Para saber si la refinanciación del crédito de tu carro es una opción viable, debes tener en cuenta lo siguiente:

  • Si estás pasando por una buena situación financiera en la cual cuentas con dinero extra cada mes, refinanciar tu carro para acelerar los plazos de pagos de tu crédito es una buena elección, puesto que te estarás ahorrando el pago de intereses.
  • En caso de que observes que tus ingresos no son suficientes para pagar el crédito de tu carro, es necesario que acudas a una refinanciación para extender el plazo de pago de tu préstamo, esto te permitirá pagar menos dinero mensualmente. Por otra parte, debes tener en cuenta que ampliar el tiempo de pago de tu crédito trae como inconveniente el pago de más dinero en intereses, sin embargo, esta opción te permitirá mantener tu historial crediticio libre de atrasos y moras.
  • En caso de que tus ingresos no te permitan acelerar el plazo de pago de las cuotas de tu préstamo, pero tampoco estés en riesgo de caer en mora, no es necesario que refinancies el crédito de tu carro.

Sigue leyendo:

¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario